SIN CITY por Ivan Resnik & Flor Cisneros

Categorías Editorials

EL ARTE DE SEDUCIR, por Lorena Perez.

La estética de la sensualidad evolucionó en sus propios términos. Hay prendas que invitan a un lugar de placer, de auto-celebración y componen una co- municación visual exquisita.

Una salida al casino, por ejemplo, un momento donde la mujer puede conectarse de otra manera con sí misma y acentuar esos pequeños ritos de coquetería. El escenario lo amerita. Y por qué no, hacer una proclamación audaz con sus ropas, jus- tamente en un espacio donde todo depende de una apuesta y la buena fortuna.

Ésta es una época donde las prendas no tienen signi cados tan marcados como en otros tiempos, pero el código de vestimenta -¿mental?- si se quiere para pavonearse por un casino sería difícil de de- cepcionar si no se lo imagina sensual.

Luces, tragos y un ambiente que pide por la buena suerte, acompaña. Un espacio montado que sirve como recordatorio de cómo la sensualidad puede perdurar e inspirar.

Un par de piernas in nitas consagradas en una mini falda o vestidito que logran el acompañamiento de miradas en el recorrido por una alfombra roja ocasional, adornada de chines y máquinas que hacen a este sitio donde la noche nunca se termina, es perpetua.

Daniel Roche, el historiador social y cultural francés, menciona a los consumidores que partici- pan activamente de la competencia distintiva de las apariencias, los que por gusto personal o por interés social enseñan a los demás los nuevos modos de presentarse. ¡Cómo no asociar esta apreciación al casino! Un look es algo más que la creación de una vestimenta: es actitud.

Un aspecto que puede traducir la manera en la que se siente y de como se quiere ser visto.

Imágenes de mujeres que de nen un atractivo sensual, sin darle sentido alguno de decoración o adorno, sino de damas en un momento de gozo personal. Movimientos técnicamente sexies, pero no vulgares, un aspecto lujoso, sin llegar a la osten- tación. Porque se trata de so sticación, de armar piezas que re ejan una mezcla

La ropa es una herramienta y las ocasiones de uso, la guia. ¿La salida? Un re ejo de la vocación amorosa para vestir la silueta femenina, la expresión del estilo.

Apelamos a una locación: el casino; con sus at- mósferas y colores. ¡Y que la imaginación comience a girar! Esta oportunidad glamorosa lo merece.

2018 ©️ #RevistadePunta

 

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *